Nada es un problema

“Si realmente podemos entender el problema, la respuesta surgirá de él, porque la respuesta no está separada del problema”. 
Jiddu Krishnamurti 

“Dentro del problema está la solución” 
Bob Gill 

Es interesante ver como más allá de la complejidad a la que nos enfrentemos o a las circunstancias que nos rodean, los problemas son simplemente eso: problemas.

Pero aún más interesante es observar como desde diferentes campos -la filosofía, la psicología o el diseño, por citar sólo algunos- el foco de la solución de esos problemas siempre está en el mismo sitio, sin importar que se trate de la vida en general, de una profesión o de una organización.

Krishnamurti proponía dar origen a una sociedad y a una cultura diferente basándonos en la felicidad como centro de nuestra existencia. Y que esta felicidad no refiere a la ausencia de problemas, sino al modo en el adiestramos nuestro cerebro para resolverlos -concepto central expresado en su libro Nada es un problema”– abandonando la tendencia a considerar cada emoción, situación o actitud, siempre como un problema al que debamos dar solución. Desde su perspectiva, resumida en «no hacer de nada un problema en la vida», comprender que la mente es la verdadera creadora del problema es clave para romper una continuidad cíclica de problemas buscados y soluciones insuficientes.

Al no determinar la verdadera raiz del problema, corremos el riesgo de convertirnos en el ratón que corre sin pausa en una rueda de laboratorio hasta desfallecer -exhausto y abatido por las circunstancias- sin haber dado un solo paso que le permitiera salir de dicha rueda.

Por su parte Bob Gill define el lugar que el problema ocupa en el campo del diseño, estableciendo que es la base sobre la que se sustentan las soluciones. Y propone desde allí reflexionar para tener una visión específica del problema, estudiarlo hasta comprender su esencia eliminando lo superfluo, permitiendo así que la solución aflore casi de forma inevitable. Tal vez como una forma de homenaje para aquella sentencia de su ex socio Alan Fletcher “el diseño no es imprescindible, es inevitable” podamos decir: “la solución a un problema no es impresicindible, es inevitable”

Filosofía y diseño parecen coincidir en determinar que aquello que llamamos problema es una parte sustancial de la vida y que debe ser comprendida en su verdadera esencia para poder hallar soluciones adecuadas.

Claro está que los problemas existen, que son parte de nuestra vida y que su diferentes soluciones no dependen del pensamiento mágico, la buena voluntad o la iluminación del genio creador.

Resolver los desafíos a los que nos enfrentamos depende en gran medida de nuestra capacidad de visualizarlos en su verdadera dimensión, para comprender si se trata de un verdadero problema o de un espejismo creado por nuestra propia mente.

Tal vez lleguemos a la conclusión -al igual que Krishnamurti- que hacemos “de nada un problema”, y así entonces evitaremos “hacer de cada solución, un problema” como tan sabiamente expresa el saber popular.

BobGillKRISHNAMURTI

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s